Elliot Murphy fiel a su visita a primeros de año en Madrid

Elliott Murphy se reencontró una vez más y por partida doble con el público madrileño en lo que viene siendo habitual a principios de año en la mítica sala Clamores. Dos días  consecutivos 23 y 24 de Enero actuó el músico-poeta neoyorquino acompañado por su inseparable compañero de fatigas Olivier Durand. DirtyRock asistió la primera fecha en un marco bastante familiar en sus últimas visitas, en formato acústico desnudan los temas más emblemáticos a base de rasguear la guitarra y la voz del señor Elliott Murphy en una sala donde la intimidad y la proximidad se hace notar mutuamente tanto del público al artista como viceversa.

Año tras año no falta a su cita y bien es verdad que cada concierto de Elliott Murphy aunque parezca igual no lo es, si en otras ocasiones se vio a un Elliot Murphy más cañero, soberbio, trasmitiendo fuerza haciéndola llegar a los oyentes, bien sea por el repertorio escogido aunque poco varia de año en año, esta última visita se pudo palpar un decrecimiento de energía aunque la sensibilidad y la seducción estuvieron presentes durante toda la noche.

Olivier Durand como de costumbre impecable a las seis cuerdas dando esa majestuosidad a los temas gracias a los magníficos solos que se marcó.  En esta última actuación salimos con la desazón de ver un concierto bastante flojo. Los temas sonaron a la perfección y como siempre pusieron a toda la sala en pie, no es para menos la admiración hacia este artista al que se le puede comparar con Dylan, Springteen…. eso sí siempre alejado de popularidad se ha mantenido y se mantiene en un status de culto. Grande Elliott Murphy.

 

 

More from Ángel Manuel Hernández Montes

The Wild Feathers cierran su gira europea en Madrid

The Wild Feathers dejó a gente en la calle tras colgar el...
Leer Más