Adiós a Martin Birch, uno de los arquitectos del Hard Rock y Heavy Metal

Ha fallecido Martin Birch, el “quinto miembro de Iron Maiden”, uno de los arquitectos del hard rock y el heavy metal tenía 71 años y grabó varios clásicos del hard rock. El legendario productor de clásicos de grandes discos de hard rock, heavy metal y de álbumes clásicos de Deep Purple, los Fleetwood Mac de Peter Green, Whitesnake, Black Sabbath, Wishbone Ash, Blue Óyster Cult, e Iron Maiden, entre otros.

El nombre Martin Birch aparece en varios de los álbumes de hard rock y heavy metal más importantes de todos los tiempos. Este caballero produjo, diseñó y mezcló la banda sonora de muchas generaciones. Especialmente de muchos jóvenes, fervientes seguidores de Deep Purple durante extensos períodos de tiempo, probablemente podría llenar un libro con sus experiencias solo con Deep Purple (siete álbumes de estudio), y hacer de su trabajo con Iron Maiden (ocho) su Volumen II… Y aún no arañar la superficie de su experiencia.

Trabajar con Ritchie Blackmore en el estudio con el resultado de una friolera de 10 discos. Ser testigo de la triste desintegración de leyendas como Bill Ward, Tommy Bolin y Michael Schenker, y estar presente en la creación de nuevas leyendas como Bruce Dickinson y Ronnie Dio. Fue el elegido para reconstruir a los Black Sabbath y de unos Blue Oyster Cult que se tambaleaban. Martin Birch fue el primero en grabar las guitarras armonizadoras de Andy Powell y Ted Turner de Wishbone Ash, y el primero en capturar las voces melodiosas de Glenn Hughes y David Coverdale.

Birch estuvo detrás del sencillo en solitario de Ritchie Blackmore y que se convertiría después en un álbum en solitario, y dirigió el estudio móvil de los Rolling Stones fuera del Festival Hall en Osaka, Japón en agosto de 1972, no solo presenciando cómo se hacía historia, registrándolo y dándole forma al clásico de Iron Maiden en el país nipón.

Birch solía ser acreditado como productor o ingeniero, así como el responsables de las mezclas, lo que significaba ser el único responsable del sonido general de sus proyectos. Birch aparece en los créditos de álbumes y singles con varios apodos otorgados por la banda intercalados entre su nombre y apellido, como Black Night, Sir Larry, Basher, Big Ears, Court Jester, Doc, The Farmer, The Wasp, Headmaster, Jah, Live. Animal, Masa, Mummy’s Curse, Plan B, Pool Bully, The Bishop, The Juggler, The Ninja, Martin ‘Phantom of the Jolly Cricketers’ Birch , como se le atribuye en el single de Iron Maiden ‘Run to the Hills ‘(Live) /’ Phantom of the Opera ‘(Live), y Martin’ Disappearing Armchair ‘Birch.

Todas las producciones de Birch comparten una presencia general similar, tratándose de espacio sónico y equilibrio dentro de ese espacio, gran parte de esto ocurre en la mezcla. Birch creó un espacio donde todos los instrumentos se pueden escuchar claramente y perfectamente, y donde cada elemento tiene exactamente la forma y presencia correctas en la mezcla, trabajando en conjunto para crear un sonido tridimensional casi sólido. Sugeriría como ejemplos: ‘Long Live Rock and Roll’ de Rainbow, ‘Piece of Mind’ de Iron Maiden y ‘Heaven and Hell’ de Black Sabbath, de cómo suena una producción y mezcla de Martin Birch. Tres bandas muy diferentes con tres sonidos muy diferentes.

Birtch inició su carrera en la escena rockera como ingeniero de sonido de Jeff Beck y Deep Purple, uno de sus primeros puntos revolucionarios fue a través de su trabajo en el estudio en el disco “Heaven and Hell” de Black Sabbath, pero para la comunidad del heavy metal su obra más preciada se centra en la definición sonora adquirida por Iron Maiden desde “Killers” (1981) a “Fear Of The Dark” (1992). Su implicación con el género coincide con la era dorada del rock pesado en los charts y por ello no son pocos los que sitúan a Martin como un pilar en la apertura del género a las masas.

Partícipe también como ingeniero de sonido en la industria del heavy metal, siendo protagonista único en el desarrollo del estilo. “The Number of the Beast” fue uno de sus primeros grandes logros y reconocimientos con la “doncella”, en una relación que perduró hasta la salida de Bruce Dickinson en 1992 con “Fear of the Dark”. Con Purple trabajó en clásicos irrefutables como “Machine Head”, “Fireball” o “Burn”, entre otros y fue quien se encargó del sonido de la etapa ochentera de Black Sabbath con discos como “Heaven and Hell” y “Mob Rules”.

Después de “Slide it In” de Whitesnake en 1984, Birch fue comandado para trabajar exclusivamente para Iron Maiden, llamándolo como el ‘quinto miembro’ de Iron Maiden. Martin Birch se retiró definitivamente en 1992, tras su enésimo álbum con Maiden, ‘Fear of the Dark’. Los cambios drásticos en la tecnología de grabación llevaron a cambios sutiles en la presentación característica de Martin Birch, evidente en los álbumes ‘Seventh Son …’ y ‘Somewhere in Time’ de Maiden, y tal vez Birch sabía que su era estaba llegando a su fin. Tenía apenas 42 años cuando dejó el negocio. DEP

More from Carlos Pérez Báez

The Rolling Stones encabezan el cartel del New Orleans Jazz & Heritage Festival

The New Orleans Jazz & Heritage Festival en Nueva Orleans anuncia su...
Leer Más