High On Fire nuevo cabeza de cartel en DesertFest Antwerp

High On Fire nuevo cabeza de cartel en DF Antwerp 2018. Se masca la tragedia con tremenda noticia y no podíamos estar más excitados, especialmente desde que la banda anunció recientemente su nuevo álbum con el tributo a Lemmy «Electric Messiah» que se publicará una semana antes del inicio del festival, así que cabe esperar un set de lo más vibrante.

Las buenas noticias nunca vienen solas, y esto es solo el comienzo de una serie de nombres que se unirán al apasionante cartel de este año. El siguiente en la lista es The Devil And The Almighty Blues, otra de las debilidades de esta casa, los escandinavos se han propuesto seguir todas las tendencias del blues que atraviesan la historia del Rock N Roll como demuestran sus dos LP’s, estamos preparados con el cinturón abrochado para un viaje de toneladas de groove, poesía, inspiración, furia y locura acompañados por el bueno de Odín haciendo headbanging.

Reemplazando el blues por el psych tenemos a The Oscillation, durante una década, Demian Castellanos y sus secuaces han dejado su impronta con un rock psicodélico único que apunta a varias vertientes, desde krautrock a la nueva wave disco, todo ello combinado con ese dulce feedback de sonidos reverberantes que tanto nos encanta.

El Almirante Sir Cloudesley Shovell está a bordo una vez más con su máquina del tiempo en un pasado mítico cuando el hard rock se convertía en fatalidad y los pantalones de mezclilla no estaban mal vistos en la sociedad. Desde esa época trasladaron a The Well, otro guardián de la llama que redefine el rock pesado fusionando riffs masivos con melodías sofisticadas.

Su sonido progresivo proviene de un deseo nostálgico de barajar diferentes estilos musicales tan diversos como Joy Division y Blue Cheer.

Rizando el rizo y dotando al siguiente nombre con tintes épicos dentro del género encontramos a Dead Quiet, su álbum «Grand Rites» de finales del año pasado fue a decir verdad una apasionante travesía.

Por último, prohibido perderse los sonidos con denominación de origen provenientes de Frayle, dúo de Cleveland que recién sale del cascaron al que sus fundadores han decidido incluir un par más de músicos para completar sección rítmica de bajo, batería y un guitarra.

El acercamiento de Frayle al tema de las canciones de cuna sobre el caos le permite explorar lo que es posible con el estilo heavy, se esfuerzan por equilibrar el más pesado de los riffs con la accesibilidad de las melodías vocales obsesionantes de Gwyn, nuestra protagonista femenina. Inspirándose en bandas como Sleep, Portishead, Kyuss, Beastwars o Chelsea Wolfe, Frayle vive en la intersección del doom y el dream pop.

 

More from Adal García Herrera

Desertfest Bélgica 2018: No solo texto Vol.II

Segundo de tres seriales del Desertfest Bélgica 2018 en los que ponemos...
Leer Más