Patti Smith, ¿la última de su especie?

Cual gran búfalo blanco, Patti Smith es una de las últimas ARTISTAS (en mayúsculas, of course) que nos quedan. Sale al escenario y de inmediato su magnética aura lo ilumina todo. Nos impacta y shockea no solo por los momentos que hemos vivido y sentido con su música, sino también por su magnetismo escénico, vitalidad y porque aún tiene muchas cosas que decir. Sin gratuitos postureos, la poeta de Chicago sigue sacudiendo conciencias, alimentando almas y haciendo que movamos el esqueleto para no olvidar lo que representa el auténtico RnR.

Patti-Smith-Festival-Porta-Ferrada-2019-crónica.6

Arrancó el recital del Festival Porta Ferrada con la más que notable “Wing” de su icónico disco de regreso “Gone again”, de 1996. Desde el principio demuestra estar en un estado de forma excepcional, con una intensidad vocal marca de la casa y una pasión mental y musical a prueba de bombas. Arropada por una vehemente banda en formato de trío (su hijo Jackson Smith a la guitarra, el bajista y ocasional teclista Tony Shanahan y el batería Seb Rochford), que aparte de sonar de lujo la empuja en los momentos decisivos, Smith transforma y hace suyo uno de los clásicos de Hendrix, “Are You Experienced?”, para atacar a continuación con un “Redondo Beach” repleto de groove.

Patti-Smith-Festival-Porta-Ferrada-2019-crónica.11

Se acuerda de su compinche Lenny Kaye en “Ghost Dance”, para colgarse a continuación la guitarra acústica en la reivindicativa “My Blakean Year”. Sorpresivamente (o no tanto, ya sabemos cómo Patti centrifuga y lleva a su terreno canciones ajenas que le van como anillo al dedo) la versión de “Beds Are Burning” de los australianos Midnight Oil será uno de los puntos álgidos del recital: se quita y lanza la chaqueta, y mediante un crescendo de manual desata una pasión general y universal, uno de esos momentos en que el personal abandona la rigidez de las sillas para expresarse todo lo libremente que le permite su cuerpo y mente.

Patti-Smith-Festival-Porta-Ferrada-2019-crónica.14

«Dancing Barefoot» volvió a mostrarse como una de las mejores piezas de su cancionero, y eso es mucho decir. Fue el perfecto prólogo para “Beneath the Southern Cross”, una canción que supuró emoción de principio a fin, desde la inicial explicación y ruego de Patti para que recordemos a los ausentes con amor pero sin tristeza a la profunda declamación con la que nos volvió a arrebatar nuestros corazones. Aunque a veces no lo parezca, también es humana, y descansó en el lateral del escenario mientras su grupo propuso un par más de covers : “I’m Free” de los Stones y “ Walk on the Wild Side” del añorado Lou Reed, en las que participó solo lo justo y necesario poder reservar energía de cara al tramo final.

Patti-Smith-Festival-Porta-Ferrada-2019-crónica.4

En “After the Gold Rush” se mostró tan reflexiva y trascendente como siempre, manteniendo la esencia de la pieza original que dio nombre a uno de los mejores discos de Neil Young. “Pissing in a River” brotó tan abierta y punzante como la recordábamos, y de “Because the Night” no comentaré nada, ya que me es imposible ser objetivo con una de las mejores canciones paridas no solo en la tierra, sino en el universo entero… “Gloria”, reconocida, bailable y exultante precedió a ese “grand finale” que es “People Have the Power”, pura dicotomía que mezcla mensaje con música de no tan alta intensidad.

Patti-Smith-Festival-Porta-Ferrada-2019-crónica.15

Poeta, músico y escritora, musa y artista, y siempre a nuestro lado cuando más la necesitamos… ¡God bless you Patti…!

Patti-Smith-Gay-Mercader-Festival-Porta-Ferrada-2019-crónica.17

Texto por Albert Barrios. Fotos por José Figueres.

 

 

More from Equipo de redacción de Dirty Rock Magazine

La Limbootica de The Limboos en el Loco Club

Crónica del concierto de The Limboos el pasado 7 de abril en...
Leer Más

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.