Neil Young ya es ciudadano estadounidense

Finalmente, Neil Young obtiene la ciudadanía estadounidense tras un largo proceso de petición, vivir en ese país durante más de 50 años y pagar sus impuestos.

Ese retraso vino después de declarar que tuvo actividades en el pasado relacionadas con el consumo de marihuana. Neil podría carecer de GMC (buen carácter moral) si se determinaba que había violado la ley federal, incluso si dicha actividad no era ilegal bajo leyes estatales o extranjeras aplicables. Se trata de una de las consecuencias de las últimas políticas migratorias aprobadas por la Administración Trump: el pasado mes de abril, los Servicios de Ciudadanía e Inmigración de EEUU [el organismo encargado de tramitar las solicitudes], añadieron una polémica medida propuesta meses antes por Jeff Sessions, cuando ejercía como fiscal general.

Se trata de una cruzada particular de la Administración Trump contra la tendencia generalizada en el país, cuyos estados llevan años permitiendo progresivamente el consumo de marihuana (medicinal en unos casos, recreativa en otros). De hecho, la cuestión de la marihuana terapéutica es casi una obsesión de Sessions, quien ha apoyado la derogación de la enmienda Rohrabacher-Farr (para que el departamento de justicia pueda procesar a los proveedores de marihuana medicinal).

La cuestión moral de las drogas que imprime Sessions a su directriz recuerda tanto al macartismo más duro de mediados del siglo XX que algunos incluso lo comparan con la ‘caza de brujas’ ideológica llevada a cabo entonces contra cualquier práctica asociada al comunismo. Quizás por ello (y con algo de sorna), Young escribe en la carta dirigida a sus fans: “Sinceramente, espero haber exhibido un buen carácter moral y poder votar en conciencia a Donald Trump y sus otros candidatos estadounidenses, (aún sin nombrar)”.

Young, afincado en Los Ángeles, es uno de los mayores críticos de Trump, especialmente en lo que a política migratoria se refiere. De hecho, el pasado octubre explicaba a ‘LA Times’: “Todavía soy canadiense; no hay nada que pueda quitarme eso. Pero yo vivo aquí abajo, pago impuestos aquí abajo, mi hermosa familia está aquí abajo, todos son estadounidenses, así que quiero dar mi opinión” sobre la política estadounidense… De momento, ha quedado bastante clara al prohibir al presidente de EEUU que utilice su canción ‘Rockin’ In a Free World’ en sus actos políticos.

Sin embargo, ahora, en 2020, cuando la marihuana ya es legal en más de una decena de estados en EEUU, Neil Young se enfrenta un retraso en su solicitud de ciudadanía, después de haber respondido con la verdad a una pregunta sobre su consumo de marihuana,

Felicidades Neil eres un American Stars ‘n Bars!

More from Carlos Pérez Báez

Los Lobos publican nuevo disco “Gates of Gold”

Los Lobos publican nuevo disco Gates of Gold número 24 de de...
Leer Más