Phe Festival 2018, la Phe del fan

24 y 25 de agosto de 2018. Ambiente festivo a la orilla del mar. Puerto de la Cruz. Tenerife.

Nos ha encantado el Phe Festival 2018. Y partiendo de esta premisa, nos van a  permitir que,  como cronistas, pongamos nuestra opinión encima de la mesa.

Nos gustaría que se convirtiera en un evento de referencia en el ámbito insular. Incluso más allá de las Islas Canarias. Y sabemos que es fácil criticar desde la barrera, opinar sin arriesgar.

Valoramos ampliamente el esfuerzo del equipo promotor y su iniciativa; ha logrado un festival cómodo, con infinidad de propuestas que se desarrollan en un ambiente distendido, festivo y familiar sin ningún tipo de incidente. 

La convivencia y los momentos inolvidables en estas tres ediciones nos acompañarán para siempre. Una oferta extra musical y a nivel gastronómico, la puntualidad, los accesos, el trato a la prensa y la organización, notables.

24082018-Phe-Festival2018-Idaira-Del-Castillo-Público-07

Tengo la Phe del fan

Sólo encontramos un par de “peros”. Uno, el escaso número de baños femeninos… El otro, el caos en el foso durante la actuación de Dorian. No puede haber personas sentadas en el suelo mientras te la juegas mirando por el visor de la cámara.

Ahora bien, más allá de lo meramente organizativo y desde el respeto por tan buen trabajo, para llegar al nivel que todos deseamos, hay que ser valientes y ambiciosos. Pensamos en grupos punteros como Lori Meyers, Love of Lesbian, Vetusta Morla o Sidonie deberían llegar al festival.

Por pedir, le irían como anillo al dedo La Casa Azul (no nos explicamos cómo no han caído aquí aún) o Él Mató a un Policía Motorizado (estaría bien…).

Sabemos que puede resultar difícil. Y entendemos además, que es algo subjetivo -todos tenemos una alineación diferente de la selección española o un setlist propio de nuestro grupo favorito-. Pero yo, que tengo Phe en el Phe, espero que madure con buen estado de salud y que cuando llegue a su décimo aniversario aquello resulte épico.

Tras tres ediciones, y ya asentado como festival de referencia, muchos ya estamos pensando en el año que viene. Por cierto, ya deberíamos tener las fechas. Y aunque no vengan los Chemical Brothers, nuestra ambición insaciable nos hace desear que aparezca, poco a poco en cartel, algún artista de talla internacional. ¡Yo que sé! no manejo cifras, pero Ride, The Jesus and Mary Chain o, ¡qué coño!, los Pet Shop Boys.

El viernes

La banda grancanaria de rock Minifefas tuvo el honor de abrir el festival. Pero a las 17:30, sin sombra y aún sin apenas público presente en el recinto, no resultó tarea fácil aunque lo resolvieron con ganas, entrega y desparpajo ganándonos, sinceramente, el corazón a todos los presentes. 

02-24082018-Phe-Festival2018-Jesus-Villa-Pumyky-02

Pumuky son una delicia. Aunque a esas horas se pierden muchos matices en su ejecución. Desplegaron un gran set los hermanos Ramírez y nos recordaron inconscientemente momentos gloriosos del pop español de los 90. 

Floridablanca son un grupo alegre. Nuevos en directo para nosotros, los vivimos como una explosión fresca que goza de un buen grupo de jóvenes y entregados seguidores. Su ambientación eighty nos pareció sorprendente.

28 24082018 Phe-Festival2018 Jesus Villa Pedrina

Pedrina acaba de iniciar su carrera en solitario. La colombiana es una artista peculiar. Compositora, música y cantante, destila una dulzura y sensualidad de las que no escapas. Desde el foso, rendidos a sus pies. Desde la platea, rendidos a sus pies. Las letras compactas y bien enlazadas y su eclecticismo musical la hacen bien recomendable. 

Carlos Sadness nos resulta una propuesta muy generacional. Armado con su ukelele y su prodigiosa melena enarboló estribillos con una brillante e inusual simpatía. No tenemos claro si su registro vocal es una de sus fortalezas. Pero lo vimos cómodo en el escenario con esa extraña habilidad de hablar cantando. Nos intrigaba, nos cayó bien pero no nos atrapó, la verdad.

60-24082018-Phe-Festival2018-Jesus-Villa-Nathy-Peluso-60

 

Y entró en escena Nathy Peluso. Una presencia arrolladora, sexy y provocativa que desde lo musical auna Soul, Latina, Rap… Todo un shock. Una especie de Carmen Miranda en ocasiones, o una variación de Joséphine Baker -pero también Amy, Concha Piquer, La Mala- que se pasea de la mano con lo grotesco y crudo. Un imán visual y sonoro que hizo de nosotros lo que quiso y que nos enseñó, ¡otra vez en el Phe! -ya lo hizo Bejo el año pasado- que hay otro mundo ahí fuera. Con seguidores exaltados y fervientes que nunca han comprado un disco, se ha creado un potente personaje que, aunque no acabamos de entender, fue, sin lugar a dudas, la gran triunfadora de la noche.

Un carácter marcadamente generacional -de otra generación y soprendente, además- impregnó este Phe Festival 2018

El Columpio Asesino fueron, para muchos de nosotros, los mejores. Perfecto complemento y contraste a lo anterior, “Babel” y “Toro” fueron una apisonadora. La tensión y el conseguido juego vocal nos daban bofetadas de emociones introspectivas oscilando entre la felicidad y el apocalipsis.

 

La madurez del grupo los ha subido en el escalafón situándolos en la champions nacional. La verdad es que sacuden con una fuerza y transmiten una adrenalina en directo impresionantes. Puede ser para algunos una música un poco difícil de digerir, pero nos traslada a otros planos, otras realidades.

 

Kid Simius apretó pronto el acelerador con ritmos electrónicos desenfadados sin tregua. El granadino asegura la diversión en las horas más golfas. Una grata sorpresa.

Phe Festival2018-Jesus Villa The Groove Brothers

Muy buena continuidad entre grupo y grupo. Si el año pasado se encontraban delante del escenario, este año mejoró ubicando los sets de los DJs encima del escenario. En esta primera sesión, esta tarea, corrió a cargo de The Groove Brothers. En la siguente, nuestro amigos de We are Trash dieron buena cuenta de su experiencia -son ya habituales del Phe Festival- y nos mantuvieron “calientes” durante las pausas. Hubo momentos realmente memorables. 

Phe Festival 2018 Jesus Villa We Are Trash

El sábado

Nos quedamos sin escuchar en directo “Chinches” de Amatria. Se cayeron del cartel. Quizás la organización pudo dar alguna explicación. Pero no fue relevante el que no la dieran. Esto nos permitió ver a Niña Coyote eta Chico Tornado en un horario más acorde con su propuesta. 

Empezamos fuerte el segundo día, con energía y vigor atmosférico. Mento, la banda tinerfeña de rock potente y a la vez intimista, nos sorprendió. Nos resultaron sorprendentes tanto por su ejecución como por su legión de fieles. Sin estar mentalizados aún para empezar, captaron inmediatamente nuestra atención. Una banda bien armada, con visos solemnes. Conquistaron a su gente. 

96-24082018-Phe-Festival2018-Jesus-Villa-Texxcoco
82-24082018-Phe-Festival2018-Jesus-Villa-Texxcoco

Texxcoco , los grancanarios más relevantes del momento, suenan muy bien. Su rebeldía insolente te atrapa. Nos preguntamos cómo sonaría ese garaje con letras en castellano. Tienen frescura y descaro. Dejando de lado las comparaciones y fijándonos en sus singularidades, creo que las expectativas y el veredicto sobre lo que son llegará con su próximo álbum. 

24082018-Phe-Festival2018-Idaira-Del-Castillo-NiñaCoyote-ChicoTornado-01

Niña Coyote Eta Chico Tornado ofrecieron un muy interesante giro de 180 grados al festival. Rock áspero, vivo, sucio y clásico en un festival aparentemente indie.  

El buen rollo que desprenden Koldo y Úrsula no hicieron otra cosa que sumarse a las melodías repetitivas con una solidez y densidad incontestables. El resultado: los vascos generaron una respuesta del público que fue una completa celebración. Absoluta y total descarga donde destacaron 2 versiones apabullantes “Foxy lady” y “Killing in the name”. El feeling entre ambos es envidiable.

105-24082018-Phe-Festival2018-Jesus-Villa-Nina-Coyote-eta-Nino-Tornado1

Y llegó un momento difícil en la velada. Nuestra adorada La Bien Querida, no lo resultó tanto. Por lo que sea, la belleza de su lírica no consiguió atrapar a los asistentes. Se echaba de menos un público más respetuoso y silencioso, pero el rechazo fue bastante mayoritario. No hubo conexión aunque la actuación se desarrolló con completa corrección. ¡Cosas del directo!

Phe Festival Jesus Villa Perro quiere Murcia Soterrada

Perro llegó como un huracán bizarro e incontenible. Además de en lo musical, en sus letras -cargadas de humor e ironía-acompañadas por esos irreverentes vídeos, y enarbolando una actitud crítica y combativa- encontramos lo más fresco e inesperado de todo el festival. La sorpresa de ver dos baterías sobre el escenario no fue nada con la sensación final de felicidad y plenitud. Perro, ustedes son muy grandes.

Dorian fueron los grandes triunfadores del festival. Su madurez y tablas les permitieron ir in crescendo hasta convertir en unánime su triunfo. Es bonito ver como en un concierto se junta una multitud de personas, desconocidas y de muy diversa índole, en un mismo recinto en el que se dedican a cantar las mismas letras, en el mismo momento. Sus ya himnos de techno pop sonaron de forma gloriosa. Ya era hora de su visita a la isla. Dieron perfecta cuenta de su larga andadura en el mundo de la música y de los escenarios.

145-24082018-Phe-Festival2018-Jesus-Dorian
146-24082018-Phe-Festival2018-Jesus-Dorian

 

 

 

 

Y llegó el momento del gran acierto del festival. We are not Djs fue un fin de fiesta perfecto. No se me ocurre una alternativa mejor a este excelente broche final. Esa maestría ecléctica pinchando, nos demostró la gran diferencia que hay entre pinchar y poner música. Sonaba de todo Rage, Queen, Prodigy, Kasabian, Belako, Red Hot, etc. junto con el cancionero popular. Y consiguieron hacernos reír, hacernos bailar. Resultó imposible no divertirse, dar saltos de alegría y regocijarse, botar y sorprenderse en todo momento. Muy grandes, una muy grata sorpresa.

“Ay, ay, ay, ay ay, ay mi amor, ay mi morena de mi corazón…”

Se les veía cómodos, con ganas de pasárselo bien, y los que allí estábamos lo pasamos genial con ellos.

El Phe Festival 2018 nos embelesó de nuevo. Dos jornadas de conciertos acompañados de buen sonido y un sinfín de actividades que lo rodean como tendencias, innovación o deportes urbanos. Pero lo más reseñable son su agradable espíritu y la comodidad para el espectador  en el desarrollo del evento es un ambiente festivo. Un éxito. Grandes vivencias y momentos en Tenerife. Puerto de la Cruz Puerto de la Cruz. 24 y 25 de agosto de 2018.

¡Larga vida al Phe Festival!

 

Texto: José Fradejas y Jesús Villa

Fotografías: Idaira del Castillo y Jesús Villa

 

Related Images:

More from Equipo de redacción de Dirty Rock Magazine

Hotfeel y Vincent Black Shadow: Mis propias debilidades

Hotfeel y Vincent Black Shadow, crónica de su concierto en la Sala...
Leer Más