El poder de las preguntas. Migiel López

El poder de las preguntas. Migiel López
El poder de las preguntas. Migiel López

EnEl poder de las preguntas Miguel López habla de pintura y escultura, de cine y literatura, de ciencia y de religión, de Historia y de filosofía, de alta y baja política, y también, cómo no, de música y músicos: el jazz, el blues, Miles Davis, Javier Krahe, Bob Dylan, Robbie Robertson, Compay Segundo, Pops Staples, Lennon y McCartney, Van Morrison, Fréhel, El Cabrero, Kiko Veneno y los Amador, Big Mama Thornton y Burning aparecen como protagonistas de algún capítulo, de alguna pregunta.

Son artículos publicados a lo largo de los años en el diario “El Adelantado de Segovia” y revisados para su compilación, formando así un corpus en el que se pasa revista a nuestra sociedad contemporánea y a sus cimientos, siempre partiendo de una pregunta, que puede ser retórica, huella de una curiosidad no resuelta y tal vez imposible de resolver, motor de una historia o pie para una reflexión. Preguntas que hielan la sangre, como la que formuló Hitler antes de invadir Polonia (“¿Quién habla hoy de la aniquilación de los armenios?”). Preguntas que causan inquietud, más aún en estos tiempos (“¿Es la curación de los pacientes un modelo comercial sostenible?”). Preguntas que hablan de la condición humana y de sus gloriosas debilidades (“¿Qué belleza se puede comparar a la de una cantina a primera hora de la mañana?”, del novelista Malcolm Lowry; “¿Dónde está mi fe?”, de la Madre Teresa de Calcuta). Preguntas que indagan en la esencia inaprensible del arte (“¿No es lo único estable la persistencia de la inestabilidad?”, de Eduardo Chillida; “¿Puedes sentir el silencio?”, de Van Morrison).

Miguel López extrae riqueza de cada interrogante y aprovecha los pocos párrafos de cada capítulo para ilustrarnos con pedazos de Historia que nos permiten comprendernos mejor a nosotros mismos. Lo hace con precisión divulgativa y lenguaje coloquial, con ese sentido del humor que nunca le abandona y que hace que podamos sobrevivir a los dramas de la existencia y de la estupidez humana.

Con guante suave, pero soltando la mano del revés, “El poder de las preguntas” está cargado de intención social, a veces patente desde la primera frase o desde la propia pregunta, a veces en el giro sorprendente de un final, otras leyendo entre líneas. Agudo como el picotazo de una avispa muerta, como las que tantas veces picaron a Walter Brennan, este libro se lee de la misma manera que se bebe un buen whisky, saboreándolo.

Escrito por
More from Juan J. Vicedo

Gira por nuestro país de The Model Rockets

Una de las bandas estandarte del power pop norteamericano de los 90,...
Leer Más

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.